citas

Conjuro

Que el azar me lleve hasta tu orilla,
ola o viento, que tome tu rumbo,
que hasta ti llegue y te venza mi ternura.

Darío Jaramillo Agudelo

*

Anuncios

Oda al amor

Una tarde que ya nunca olvidarás
llega a tu casa y se sienta a la mesa.
Poco a poco tendrá un lugar en cada habitación,
en las paredes y los muebles estarán sus huellas,
destenderá tu cama y ahuecará la almohada.
Los libros de la biblioteca, precioso tejido de años,
se acomodarán a su gusto y semejanza,
cambiarán de lugar las fotos antiguas.
Otros ojos mirarán tus costumbres,
tu ir y venir entre paredes y abrazos
y serán distintos los ruidos cotidianos y los olores.
Cualquier tarde que ya nunca olvidarás
el que desbarató tu casa y habitó tus cosas
saldrá por la puerta sin decir adiós.
Deberás comenzar a hacer de nuevo la casa,
reacomodar los muebles, limpiar las paredes,
cambiar las cerraduras, romper los retratos,
barrerlo todo y seguir viviendo.

María Mercedes Carranza

Del libro Hola, soledad

*

chicas volviendo a casa

las chicas están volviendo a casa en sus coches
y yo me siento a la ventana y
observo.

hay una chica con vestido rojo
en un coche blanco
hay una chica con vestido azul
en un coche azul
hay una chica con vestido rosa
en un coche rojo.

cuando la chica del vestido rojo
sale del coche blanco
le miro las piernas

cuando la chica del vestido azul
sale del coche azul
le miro las piernas
cuando la chica del vestido rosa
sale del coche rojo
le miro las piernas.

la chica del vestido rojo
que ha salido del coche blanco
tenía las mejores piernas

la chica del vestido rosa
que ha salido del coche rojo
tenía piernas normalitas

pero no dejo de acordarme de la chica del vestido azul
que ha salido del coche azul

le he visto las bragas

no sabes lo emocionante que puede llegar a ser la vida
por aquí
a las 5:35 p.m.

Charles Bukowski

Del libro, El amor es un perro del infierno
Poemas 1974-1977
Traducción de Ciro Arbós

*